Escapada de 36 horas a Oslo

En esta escapada de fin de semana estuvimos 36 horas en Oslo, poco tiempo pero lo suficiente como para tener una idea del estilo de vida en esta hermosa ciudad nórdica.

Había estado previamente en Dinamarca y Suecia, siempre con buenas sensaciones de viaje.

Y esta vez no fue la excepción… Al igual que las otras ciudades nórdicas, Oslo me gustó mucho.

Te invito a que escuches mi podcast sobre las “sensaciones de viaje en Oslo” :

  • La zona de la opera
  • La electrificación del transporte
  • El silencio
  • La luz
  • Los lindos interiores
  • La ecología y la exportación Noruega

1. La Ópera y el Ballet Nacional de Noruega

Esta es una de las más bellas óperas modernas del mundo: un edificio ultramoderno de mármol blanco (italiano) y cristal, que compite en belleza con sus rivales de Sidney, Copenhague y Atenas. 

Situado justo en el puerto, el exterior parece elevarse del agua e invita a los visitantes a subir a su techo y disfrutar de vistas panorámicas de Oslo y el fiordo. 

Precioso.

Opera de Oslo
Opera de Oslo

Es una visita que no hay que perderse y la recomiendo como punto de inicio de tu fin de semana en Oslo.

Te permitirá ubicarte y tener las coordenadas principales de la ciudad.

2. Ir a nadar o al Sauna Flotante

Si te animas frente a la ópera verás los Saunas flotantes con lugareños que asisten con amigos o solos para disfrutar del famoso sauna noruego.

Estos saunas flotantes pueden navegar el fiordo o simplemente estar parados en el puerto, lo bueno es que luego de la práctica del Sauna  para bajar la temperatura  te puedes sumergir en el agua del puerto que suele estar bastante limpia.

Sigue leyendo:  Cuánto cuesta un viaje a Oslo

Si quieres nadar Oslo tiene muchas zonas al aire libre que son ideales para eso, desde ríos hasta lagos en el bosque. 

El agua aquí es limpia y segura también. La playa de la ciudad de Tjuvholmen, la piscina de agua del mar de Sørenga y Huk (la popular playa de Oslo para los más jóvenes) son tres lugares que vale la pena visitar si quieres darte un chapuzón. Normalmente verás a muchos lugareños disfrutando del agua, ¡incluso en invierno!

Sauna flotante en Oslo
Sauna flotante en Oslo

3. Visita el Museo de Munch

Edvard Munch legó gran parte de su trabajo a la ciudad antes de su muerte en 1940, y este museo es el resultado. Contiene libros, pinturas, dibujos, esculturas y cartas. 

Es muy interesante ver reflejado el paisaje Noruego en su paleta de colores.

4.Tiendas en Grünerløkka

Situado ligeramente al norte desde el centro de Oslo, Grünerløkka es ideal para pasar una tarde, ir a los cafés y visitar pequeñas tiendas independientes. 

Encontrarás productos artesanales, ropa, cerámica y otras baratijas de influencia noruega, además de tiendas de discos y librerías de segunda mano. 

También hay clubes y restaurantes en la zona, así que por la noche la zona se anima aún más.

Te recomiendo tomar un café en la tienda de uno de los baristas más reconocidos a nivel mundial: Tim Wendelboe

5. Pasear por el muelle de Aker Brygge

Perfecto para un paseo por la tarde, tiene la mayor concentración de restaurantes de Oslo, Aker Brygge está situado al sureste del centro de la ciudad de Oslo. 

Disfruta de una amplia gama de restaurantes (desde la cocina francesa hasta los tradicionales platos nórdicos).

Sigue leyendo:  Qué ver en Oslo

Y que leas esta guia para tu escapada a Oslo de fin de semana:

Qué ver qué hacer en Oslo

Cuanto cuesta un viaje a Oslo

Cuando ír a Oslo

Mapa de Oslo

Llegar al Aeropuerto de Oslo.